Los monos tecleadores y la horda darwinista

Ministerios Antes del Fin

                          Example of alt text  
¡Era hora de que la Iglesia de Jesucristo proporcionara respuestas!

¿Confundido por las profecías? 
Ver... 
¡Panorama profético!
La Verdad os hará libres

  • Masturbación

  • Campo misionero de ADF

  • Sexo Oral

  • Libro de Enoc

  • Preguntas y Respuestas

  • Datos Bíblicos

  • Música MP3 para bajar

  • Nuestro Director

  • ¿Por qué no mata Dios a Satanás?

  • Sexo durante la Menstruación

  • Preguntas frecuentes

  • Galería Fotográfica

  • Donaciones

  • El Diezmo

  • ¿Libros?

  • Defienda su fe

  • Matrimonio y Pornografía

  • Testimonios

  • ¿Desea ser salvo?

  • ¿Quién creó a Dios?

  • Biblias en Españól

  • La Biblia Responde

  • Sexualidad

  • La Biblia En línea

  • Todo sobre el Rapto

  • Misterios Revelados

  • Encuestas semanales

  • Misteriosos Dinosaurios

  • Virgen María

  • Todo sobre los ángeles

  • Adulterio
  • Los monos tecleadores y la horda darwinista
    Autor: Dr. Dawlin A. Ureña
    (El Dr. Ureña es Pastor, y miembro de la Asociación Científica
    CRS - Creation Research Society)

    Existe una famosa sentencia, aplicable en ciencia y en cualquier área de conocimiento: "Las afirmaciones extraordinarias requieren demostraciones extraordinarias".

    La afirmación más extraordinaria que jamás se ha hecho, y que ha sido considerada como "científica", es que la vida apareció por casualidad en una sopa templada o calentita, o en cualquier caso por azar. Antes no estaba y de repente, apareció.

    Esa extravagante idea, lo era menos en tiempos de Darwin cuando la célula era sólo "una unidad uniforme de protoplasma", pero con el avance de la ciencia se han descubierto dentro de esta otrora "simple" célula, las más extraordinarias y complejas máquinas jamás imaginadas y las dificultades para explicar su "aparición" han aumentado de una forma exponencial. De tal manera que sostener hoy en día que ese "programa biológico" - tan complejo como la ciudad de Nueva York o Londres, es fruto de la casualidad o de alguna otra de las estrafalarias explicaciones que nos ofrece la ideología darwinista, es simple y llanamente una locura.

    Ante esta situación imposible de resolver, los darwinistas afirman- con la boca pequeña- que el problema de la aparición de la vida es algo distinto de la evolución de ésta, y que hay que separarlos tajantemente, y a la supuesta ciencia que estudia la aparición de la vida celular, la llaman Abiogénesis, o Generación Espontánea. Ya con una procariota formada, ésta evoluciona hasta llegar a ser un elefante o una almeja y eso sí que supuestamente lo explica la teoría neo darwinista.

    Pero la verdad es que esta diferenciación es una estafa intelectual, porque para poder seguir sosteniendo lo insostenible durante algún tiempo más, la evolución pre biológica y la biológica, deben ser estudiadas conjuntamente para poder comprender la vida.

    Recuerden que uno de los postulados más firmemente sostenidos por estos nuevos religiosos materialistas es que "Nada tiene sentido en la biología si no es a la luz de la evolución", así que la evolución también debería tener explicaciones de la Abiogénesis. ¿No es justo?

    En su obra "El azar y la necesidad", Jacques Monod dice:

    "Decimos que estas alteraciones son accidentales, que tienen lugar al azar y que constituyen la única fuente posible de modificaciones del texto genético, único depositario a su vez de las estructuras hereditarias del organismo, se deduce necesariamente que solo el azar está en el origen de toda novedad en la biósfera. El puro azar, el único azar, libertad absoluta pero ciega, en la raíz misma del prodigioso edificio de la evolución: esta noción central de la biología moderna no es ya hoy en día una hipótesis entre otras posibles o al menos concebibles. Es la sola concebible como única compatible con los hechos de observación y experiencia…"

    ¡Cuánta caca en una sola página… diría yo!

    Hace una generación, o tal vez más, al pensamiento popular le hizo un flaco favor a la difusión de la idea según la cual una horda de monos, a base de aporrear una máquina de escribir, podría llegar a producir finalmente las obras de Shakespeare.

    Pero esa idea es falsa… tan falsa que uno se pregunta cómo llegó a extenderse en tal medida.

    A mi entender, la respuesta es que los científicos deseaban creer que cualquier cosa, incluso el origen de la vida podía producirse gracias al azar, sólo con que éste, se manifestase a escala suficientemente amplia. (Ver este excelente artículo sobre por qué el hombre ve la evolución darwinista como la única salida posible al origen de la vida)

    Este es un error obvio, ya que la totalidad del universo observado por los astrónomos no sería, ni de lejos, lo bastante grande como para albergar la horda de monos necesaria para escribir una sola escena de una obra de Shakespeare, o para contener sus máquinas de escribir y, en todo caso, para dar cabida a las papeleras necesarias para tirar los volúmenes de disparates que podrían escribir los monos.

    Lo realmente notable es que sólo hay una forma posible de que el Universo diese lugar a las obras de Shakespeare: a través de la existencia de vida capaz de producir al propio Shakespeare y esa vida inteligente, debió proceder de un Diseñador, de un Creador Inteligente. ¿Desde cuándo la nada ha producido algo?

    A pesar de todo, la estructura de la biología ortodoxa aún sostiene que la vida se produjo gracias al azar. ¡Y nos llaman a nosotros "fanáticos"!

    A medida que los bioquímicos profundizan en sus descubrimientos acerca de la tremenda complejidad de la vida, resulta evidente que las posibilidades de un origen accidental son tan pequeñas que deben descartarse por completo.

    En su obra "El Universo inteligente", Fred Hoyle escribió la tajante y honesta declaración:

    "La vida no puede haberse producido por casualidad."

    La horda darwinista sigue tecleando millones de páginas para hacer tragar la bola al público desprevenido, pero cada vez más gente se rebela contra la desvergüenza cientifistas y tira a la papelera esas estupideces.

    Pastor Dawlin A. Ureña

    Artículos Relacionados:

  • Comentario científico (en lenguaje sencillo) de los primeros 3 capítulos del Génesis por el Lic. Dawlin Ureña. Parte 1
  • Pastor Ureña, ¿Es cierto que Adán tenía una costilla menos, porque Dios le quitó una para hacer a Eva?
  • Pastor Ureña, ¿No pudo Dios usar la evolución para crear al hombre?
  • ¿Creacion o Evolucion?

    Regrese al Índice de Preguntas y Respuestas

    ¿QUIERE BUSCAR UN ARTÍCULO, SERMÓN O VIDEO POR TEMA?
    (Gracia, Salvación, Pornografía, Pecado, Dinosaurios, Masturbación, Nephillim, Perdón, Harlem Shake, MP3, etc.)
    HÁGALO AQUÍ...

    Sólo sitios recomendados por ADF

    Comentarios de los usuarios de ADF manejados por Disqus

  • Página Principal | En qué creemos | ¿Deseas ser salvo? | Galería | Defienda su Fe | Es el Islam una religión de paz?
    | Cuándo sucederá el Rapto de la Iglesia? | Testimonios |
    Niños | Visite la Web de nuestra Iglesia | Enlaces